Buscar en la web

¿Qué va a cambiar en el nuevo carnet de conducir?

1 agosto, 2018

En los últimos meses, la Dirección General de Tráfico ha estado trabajando en una profunda revisión del carnet de conducir con la intención de adaptarlo a las nuevas tecnologías y exigir mejores habilidades de los aspirantes. Entre los principales cambios que se están discutiendo, encontramos:

1. El examen teórico presentará modificaciones en su formato

La DGT pretende preparar a los aspirantes ante situaciones comprometidas reales en la carretera y evitar que solo se limiten a barajar opciones cerradas frente a una pregunta. De este modo, la idea es ofrecer a los examinados nuevas herramientas como tablets donde se proyectará un vídeo sobre una situación de emergencia que el examinado deberá analizar para describir una maniobra que permita salvar la situación.

2. Obligatoriedad de asistencia a las clases en autoescuela

Los aspirantes no podrían someterse a él sin haber acudido antes a clases en la autoescuela. El  principal objetivo, según la DGT, es evitar «la avalancha de alumnos sin preparar que se presentan actualmente y que están colapsando las jefaturas».

3. Curso previo de concienciación sobre los riesgos al volante

Se ofrecerá al aspirante un curso de concienciación con la finalidad de que los

12 enero, 2018

2017 ha acabado, por segundo año consecutivo,con más muertes en carretera. Un dato resultado de la falta de educación y formación vial, falta de mejores carreteras y coches mas modernos. Por estos motivos, Tráfico ha planteado un paquete de 15 medidas urgentes con el objetivo de mejorar estos datos de cara a 2018. Entre las principales medidas se encuentra la de reducir a 90 km/h el límite de carreteras secundarias, el aumento de radares en vías convencionales, la publicación cada tres meses de lo recaudado por sanciones de velocidad, adquisición de drones para un mayor control desde las alturas y la creación de un nuevo examen de conducir. Tráfico quiere reformar así el modelo actual y que los aspirantes no puedan someterse a él sin haber acudido antes a clases en la autoescuela, evitando que los alumnos acudan sin la mínima preparación y colapsen las jefaturas. Para este nuevo tipo de examen se introducirá nuevo material (incluidos vídeos), nuevas materias y la conducción con sistemas de ayuda como los navegadores. A su vez, se ofrecerá al aspirante un curso previo de concienciación sobre los riesgos al volante. Sin duda, un toque de atención sobre nuestra preocupante falta de preparación al volante que se espera mejore tras la aplicación de estos resultados.